Manifestación de instructores de zumba pone al descubierto manejos irregulares en pagos de dirección de Desarrollo Social de la administración de Cristina Torres

0 3

-La nómina para los instructores de zumba reportada por la administración municipal anterior ascendía a más de 190 mil pesos al mes.
-Los instructores negaron haber recibido las cantidades que según les pagaban: “si realmente las hubiésemos cobrado, ahorita estaríamos quitados de la pena en nuestras casas o con lo que ya gastamos o cobramos pero no es así” señalaron.

Playa del Carmen, MX; Una manifestación de instructores de zumba en el palacio municipal de Solidaridad debido a que fueron dados de baja por no presentarse a firmar, puso al descubierto manejos irregulares de dinero en la administración de Cristina Torres por parte de la dirección de Desarrollo Económico ya que reportaron una nómina de 192 mil pesos para el pago de los instructores quienes manifestaron que el listado nominal no correspondía con lo que mensualmente cobraban.

Lo que inició como una sentida protesta por parte de los instructores quienes desde mediodía hicieron presencia en el palacio municipal para solicitar audiencia con la presidenta Laura Beristain porque el día de ayer confirmaron la noticia de que serían dados de baja de la administración municipal y no podrían utilizar los espacios públicos para continuar con su labor, derivó tras varias audiencias y pláticas con las directoras de Desarrollo Social y la titular del Instituto del deporte, así como el director jurídico del Ayuntamiento y la propia presidenta Laura Beristain en un acuerdo para continuar con el trabajo que realizan en los espacios públicos de la ciudad.

Durante la tarde, los instructores convocaron a sus alumnos, en mayoría mujeres, para acompañarlos en el plantón realizado a las afueras del palacio municipal, con el afán de poder continuar con las clases de zumba en los domos, convocatoria que fue amplia y favoreció una nueva reunión vespertina de los instructores con las autoridades en donde se les hizo saber que los sueldos de hasta 14,300 pesos que usualmente se les pagaba según el reporte de la administración anterior, no podrían ser cubiertos debido a que apenas puede pagarse la nómina de cincuenta millones de pesos al mes que heredó esta administración municipal. En este momento la indignación se hizo presente entre los instructores quienes señalaron abiertamente que esa cantidad no correspondía con lo que ellos habían recibido, dicho esto, se procedió a hacer un recuento con base en el reporte que las autoridades tenían en documentos y salió a la luz este desfalco del que ya se iniciaron las investigaciones correspondientes.

Afortunadamente para las cientos de personas que gustan de practicar cardiobaile y zumba en los domos y espacios públicos de Solidaridad, se llegó a un acuerdo para continuar esta actividad motivado principalmente por el interés de la administración actual para fomentar el deporte y no dejar desamparadas a las familias de los instructores, las clases se reanudarán desde la mañana del 8 de noviembre con reglas claras y a la vista de todos los participantes.

La investigación y posibles denuncias por este hecho ya han iniciado.