Connect with us
QuedateEnCasa

Published

on

El Comité Científico Asesor (CCA) del Sistema Nacional de Protección Civil (SINAPROC) para el volcán Popocatépetl, integrado por especialistas de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), la Universidad de Colima y del Centro Nacional de Prevención de Desastres (Cenapred) realizó su reunión extraordinaria 70, presidida por el director general del Cenapred, Enrique Guevara, y en la que participó el coordinador nacional de Protección Civil, David León Romero, para evaluar el comportamiento reciente del volcán.

Con base en el análisis de la actividad y los diferentes parámetros de monitoreo se considera que las recientes emisiones de ceniza y el lanzamiento ocasional de algunos fragmentos incandescentes a corta distancia del cráter, están relacionados con un proceso de desgasificación y que no se cuenta con evidencia contundente de la formación de un domo en el interior del cráter. El monitoreo permanente continuará a través de todos los sistemas disponibles y, en cuanto se tengan las condiciones meteorológicas adecuadas, se llevará a cabo un sobrevuelo de reconocimiento.

A partir de los parámetros de monitoreo visual, sísmico, de deformación y de gases se concluye que en el corto plazo se puede esperar una actividad similar a la observada en las últimas semanas, acompañada de explosiones de baja a moderada intensidad, sin descartar la posibilidad de emisiones de ceniza y el lanzamiento de fragmentos incandescentes dentro del radio de exclusión de 12 kilómetros.

Después de analizar la actividad general reciente, se decide mantener el semáforo de alerta volcánica en el nivel actual, que es Amarillo Fase 2.

La dirección de los vientos predominantes en esta época del año es al noroeste, por ello se favorece la dispersión y caída de ceniza en esa dirección; por lo que podría llegar a algunas alcaldías de la Ciudad de México, como ha sucedido en ocasiones anteriores.

La Coordinación Nacional de Protección Civil, a través del Cenapred, cuenta con la red de monitoreo volcánico más completa del país con la que genera la información oficial que difunde el Gobierno de México. Tiene el respaldo técnico y científico de especialistas de la UNAM y la Universidad de Colima, que trabajan en conjunto para brindar información precisa y confiable.

Exhortamos a la población a informarse por medio de fuentes oficiales y hacer caso omiso de rumores.

El Cenapred reitera a la población atender las siguientes recomendaciones ante la posible caída de ceniza:

Cubrir nariz y boca con pañuelo o cubreboca, secos.
Limpiar ojos y garganta con agua pura.
Utilizar lentes de armazón y evitar los de contacto para reducir la irritación ocular.
Cerrar ventanas o cubrirlas y permanecer lo más posible en interiores.
Evitar la acumulación de ceniza en techos y patios.
Cubrir recipientes de agua para evitar su contaminación.
Se reitera enfáticamente a la población no traspasar el radio de exclusión de 12 kilómetros. Es imperativo no intentar ascender ni aproximarse al cráter pues pone en gran riesgo la vida de quien lo hace. Asimismo, se recomienda no permanecer en el fondo de las barrancas cercanas al volcán ya que en esta temporada de lluvias se pueden generar flujos de lodo y escombros.

El Gobierno de México mantiene su compromiso por coordinar esfuerzos con el sector científico e incorporar los mayores desarrollos tecnológicos a la reducción de riesgos volcánicos, privilegiando la protección de la vida y el patrimonio de la población.

Comenta con Facebook

Medio Ambiente

Tras quedarse atorada en manglar, liberan a tortuga en Solidaridad

Published

on

Una tortuga blanca que llegó a desovar al frente de playa del hotel Paradisus fue liberada tras quedarse atorada en el área de manglar durante las primeras horas de este lunes.

Autoridades de Protección Civil, de Medio Ambiente y Cambio Climático, y personal del centro de hospedaje brindaron apoyo para poder rescatar y liberar al quelonio.

Jorge Ernesto Pavón, coordinador del Programa de Tortugas Marinas en Solidaridad, informó que luego de que la tortuga blanca fue liberada del área de manglar el nido con 161 huevos fue reubicado.

Informó que el ejemplar midió 116 centímetros de largo y 111 centímetros de ancho y su estado de salud se reportó estable.

Con información de Quadratín Quintana Roo https://bit.ly/2Du6HYz

Comenta con Facebook

Continue Reading

Medio Ambiente

Algas coralinas mantienen en equilibrio el ecosistema en costas tropicales de Quintana Roo

Published

on

• Junto con manglares y arrecifes coralinos, forman ecosistemas sumamente relevantes en la bahía de Akumal

En la bahía de Akumal, en Quintana Roo, las algas calcáreas rojas (o algas coralinas) juegan un papel sustancial en el equilibrio del ecosistema; de no ser por estos organismos, ya hubieran desaparecido hectáreas de pastos marinos, la vida en el agua, la playa y, en consecuencia, el santuario de tortugas, afirmó Brigitta Van Tussenbroek, del Instituto de Ciencias del Mar y Limnología (ICML) de la UNAM.

De acuerdo con un estudio realizado por la universitaria sobre mutualismo (interacción biológica benéfica entre individuos de diferentes especies), las algas coralinas han mantenido a los pastos marinos (plantas marinas con flores), que corren el riesgo de ser arrasados por el sobrepastoreo de la tortuga verde, que por ser una especie protegida, en los últimos años ha incrementado su población.

Las praderas de pastos marinos son esenciales en las zonas costeras por su alta productividad; la captura de sedimentos; su capacidad de estabilizar la arena y, por ende, la playa; y para el secuestro de carbono y provisión de alimento para la fauna marina, entre otras funciones.

“Son importantes porque sus hojas atenúan el oleaje, atrapan las partículas finas para que el agua sea clara, y el carbono, con lo que se mitiga el cambio climático global. Son refugio de varios animales acuáticos y comida de la tortuga verde, y fijan la arena de las playas. Junto con los manglares y arrecifes coralinos, forman ecosistemas marinos sumamente relevantes”, subrayó la investigadora de la Unidad Académica de Sistemas Arrecifales Puerto Morelos, de la Universidad Nacional.

Las algas coralinas requieren mucha luz y nutrientes para desarrollarse y formar una mata densa que cubra el fondo del mar. En la bahía de Akumal se dan esas condiciones, porque las tortugas quitan el dosel de los pastos marinos (ramonean), permitiendo que llegue más luz al fondo.

Si se forma una mata densa, los quelonios no pueden comer las bases de las hojas del pasto marino (hierba tortuga), pues evitan las puntas de las algas por ser punzantes.

“La permanencia de la hierba tortuga es esencial para el ecosistema. Con este mutualismo se mantiene un equilibrio y se contribuye a la conservación y recuperación de pastos marinos. Existe una interdependencia, en la que algas coralinas, pastos marinos y tortugas necesitan de los otros para subsistir; en este caso, la aparición excesiva de esas algas salvó a la bahía”, remarcó Brigitta Van Tussenbroek.

Amenazas de las praderas

“Antes de Cristóbal Colón, las tortugas en abundancia probablemente arrasaban con praderas marinas; aunque su recuperación lleva décadas, quizá entonces hubo un equilibrio dinámico de praderas perdidas, en recuperación y ramoneadas. Además, en esos tiempos no había ocupación de personas en la costa que dependiera de los servicios ecosistémicos de esos pastos”, dijo.

Cuando las poblaciones de tortugas disminuyeron por la caza, posiblemente las praderas marinas se extendieron y estabilizaron, pero ahora están amenazadas por la presión humana.

En la actualidad los quelonios están protegidos, sus poblaciones han crecido, y si se aúna la presión de las actividades humanas, podrían constituir una amenaza para las praderas de la hierba tortuga. “Pero es interesante saber que la inesperada explosión poblacional de algas coralinas en la bahía de Akumal brindó una solución natural al sobrepastoreo y evitó que la riqueza del sitio desapareciera”, resumió.

Finalmente, la experta aclaró que los pastos marinos no son sargazo, alga parda del género Sargassum. “La gente ve hojas secas en la arena y les molesta, pero no es sargazo; los residuos de pastos no hacen daño, aunque tienen mal aspecto se deben dejar, y si es posible se debe evitar pisotearlos en el agua, porque son fundadores de un sistema biodiverso”.

Con informacIón de UNAM

Comenta con Facebook

Continue Reading

Medio Ambiente

Urge reglamentar actividades humanas para proteger recursos naturales de Yucatán

Published

on

• Contaminantes afectan el acuífero de la península, alertó Flor Elisa Árcega Cabrera, de la FQ unidad Sisal de la UNAM
• La situación es preocupante si se considera que esa zona tiene baja densidad poblacional, no es industrial y su actividad agrícola no es muy desarrollada: Elsa Noreña

El acuífero de la Península de Yucatán, que contiene más del 30 por ciento del agua nacional, es vulnerable a la contaminación debido a la falta de regulación de actividades humanas, afirmó Flor Elisa Árcega Cabrera, investigadora de la Facultad de Química (FQ) en la unidad Sisal de la UNAM.

Urge desarrollar estrategias para proteger los bienes naturales de esa región, pues alberga uno de los principales sistemas cársticos del país, constituidos por roca caliza (con calcio), y cuya expresión superficial más conocida son los cuerpos de agua denominados cenotes, subrayó.

La académica trabaja en el área de geoquímica ambiental y contaminación, y analiza el estado ambiental y los procesos que lo promueven.

“El objetivo es conocer la vulnerabilidad de los sistemas ambiental y social de Yucatán, y saber cómo se genera la contaminación; para ello, en colaboración con investigadores e instituciones de la región se examina la hidrogeoquímica de la zona y los procesos asociados, considerando el contexto socioeconómico y cultural”, añadió.

En cuanto a los cenotes, indicó que permiten el acceso al agua subterránea, y por tener gran biodiversidad endémica, su valor biológico es elevado, sin dejar de lado la valía cultural e histórica, pues los mayas los consideraban lugares de culto y de conexión con el inframundo.

“Yucatán es altamente vulnerable a la contaminación, por lo que trabajamos con la Secretaría de Desarrollo Sustentable de la entidad para generar una ley sobre el uso ecoturístico de los cenotes”.

Las impurezas

Los residuos urbanos y las labores antropogénicas dañan al acuífero; por ejemplo, por las actividades portuarias y presencia de agroquímicos, en lagunas costeras se encontraron metales como estaño, cadmio y arsénico. Además, se detectaron metales en la orina y sangre de niños, como resultado de usos y costumbres, de la alimentación y consumo de agua que no cumple con los estándares de calidad.

Otro problema es la presencia de plomo en el suelo, debido a la práctica de la cacería. “Algunas aves como los flamencos rosados lo ingieren”, alertó.

Hace falta un mapeo isotópico del líquido a nivel regional, y un diagnóstico integral de todo el acuífero, donde se incluyan las dimensiones social y cultural, dijo Árcega Cabrera.

“Necesitamos aplicar biorremediación y entender que una vez contaminado el acuífero cárstico, es técnica y económicamente inviable su saneamiento, por ello es fundamental evitarlo, y esto sólo es posible con la vinculación entre universidades, sociedad, gobierno y empresas”, argumentó.

Por su parte, Elsa Noreña Barroso, investigadora de la misma entidad, destacó que contar con un acuífero cárstico facilita que se filtren rápidamente los contaminantes del suelo y se muevan a través de los numerosos conductos y fracturas, llegando a los pozos de abastecimiento de agua.

La experta analiza las sustancias dañinas generadas en la península de Yucatán por el crecimiento poblacional, la industria y las actividades agropecuarias, las cuales pasan a los acuíferos e impactan el agua subterránea, única fuente del recurso potable para la población.

En el Laboratorio de Ciencias Ambientales Costeras, al cual está adscrita, se realizan monitoreos con el objetivo de hacer un seguimiento de la calidad del agua en diferentes puntos del acuífero, como cenotes y pozos de abastecimiento, así como en la zona costera.

Algunos de los contaminantes que se evalúan son los hidrocarburos provenientes de actividades petroleras, combustibles e incendios; los plaguicidas empleados en la agricultura, en campañas de salud o en productos para mascotas; los trihalometanos, compuestos volátiles formados a partir de reacciones del cloro con la materia orgánica del suelo, así como los contaminantes emergentes, en los cuales se engloban los productos farmacéuticos y de cuidado personal.

El grupo de Noreña Barroso ha detectado contaminantes orgánicos persistentes y emergentes en el acuífero costero de Yucatán, como plaguicidas organoclorados y organofosforados, hidrocarburos alifáticos y aromáticos, esteroles fecales, contaminantes volátiles y principios activos de productos empleados para el cuidado personal.

Estos resultados son preocupantes si se considera que Yucatán no es un sitio con alta densidad poblacional, es poco industrial y sus actividades agrícolas son menos desarrolladas, remarcó.

Finalmente, recomendó no tirar basura en las calles y asegurarse de disponer de los residuos sólidos por las vías adecuadas y, en lo posible, usar sustancias menos tóxicas en la vida cotidiana, al igual que vehículos en buen estado.

Con información de UNAM.

Comenta con Facebook

Continue Reading
Violentometro
MUJERES

Destacado

Todos los derechos reservados @ 2018 - 2020 De Luna Noticias