Connect with us

Published

on

• Existen más celulares que seres humanos, la proporción es dos a uno
• Un correo enviado gasta la energía equivalente a 25 minutos de un foco de 60 watts

El mundo está conectado digitalmente y ese vínculo se robusteció en los últimos 150 días debido al confinamiento por la pandemia de COVID-19, que llevó a un aumento de 70 por ciento de usuarios de teléfonos móviles, 47 por ciento de laptops, 33 de PC o computadoras de escritorio y 32 por ciento de smart tv, afirmó Jean Luc Lenoble, asesor y consultor de la UNAM en marketing digital y redes sociales.

Tras aclarar que sólo en África Central no se ha presentado este fenómeno, indicó que ese incremento implica mayor contaminación, es decir, aquella que generan los usuarios de redes físicas (50 por ciento), así como la de los denominados data center y las redes, cada una con 25 por ciento.

En la conferencia virtual “Internet: huella de carbono y los comunes intangibles”, convocada por la Coordinación Universitaria para la Sustentabilidad (COUS), de la Universidad Nacional, explicó que más del 90 por ciento de las conexiones a Internet pasan a través de cables, que no sólo van por tierra, ya que “miles de kilómetros están bajo el mar y requieren mantenimiento”.

Jean Luc señaló que cada vez que se envía un correo electrónico éste encuentra un data center que despacha la información y la entrega al destinatario.

“Uno enviado gasta la energía equivalente a 25 minutos de un foco de 60 watts. Estamos en una era de ‘infobesidad’, que nos hace consumir cada vez más energía”.

De acuerdo con uno de sus estudios, un ciudadano francés manda en promedio 30 correos electrónicos al día y recibe hasta 50, lo que representa durante un año más de mil kilómetros de la energía que gasta un auto.

“En este momento el mundo tiene más celulares que seres humanos, alrededor de dos por cada habitante, y en breve habrá una invasión masiva de otros objetos que requerirán conexión, lo que incrementará el uso de energía para su funcionamiento”.

En esta vorágine informativa, lo que más genera tráfico son los videos en vivo, que ocupan 80 por ciento de toda la energía que se usa para la conectividad.

“Somos adictos a Internet, vivimos una intoxicación digital y eso no nos ayudará a ser sustentables. Es indispensable economizar los recursos, como apagar el teléfono celular y el módem durante la noche”, recomendó.

Data center y correos contaminantes

Presentado por María del Coro Arizmendi, directora de la Facultad de Estudios Superiores (FES) Iztacala, Jean Luc Lenoble indicó que para poder intercambiar información en Internet se usan los data center, enormes hangares donde se ubican miles de computadoras que están conectadas las 24 horas.

“Son una gran fuente de contaminación si no se implementan de manera sustentable. Tienen una longitud equivalente a 10 campos de futbol y consumen tanta energía como una ciudad de 250 mil personas. Durante esta contingencia se construyen más en el mundo para tener mayor conectividad”, detalló el también egresado de la Escuela de Bellas Artes de París y posgraduado en imagen digital de la Escuela Nacional de Artes Decorativas, de la misma ciudad.

Expuso que según datos de estudios en el consumo de energía de empresas de servicios digitales, las plataformas que menos contaminan son Facebook, Apple y Google, además de que cuentan con transparencia en sus resultados sobre sustentabilidad.

Con información de UNAM.

Comenta con Facebook

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social

Poner en práctica el autocuidado y la adaptación reducirán el estrés por pandemia

Published

on

El confinamiento debido a la pandemia por COVID-19 no se va a normalizar en los próximos meses, por lo que debemos procurar un comportamiento adaptativo que nos ayude a manejar el estrés y prevenir la depresión en casa, afirmó Juan José Sánchez Sosa, profesor emérito de la Facultad de Psicología (FP) de la UNAM.

Al referirse a algunas medidas para reducir la tensión acumulada que propicia el encierro, también sugirió desarrollar una actitud de autocuidado donde -además de las medidas de higiene recomendadas por las autoridades sanitarias- hagamos un autoanálisis de lo que nos molesta y cómo podemos enfrentarlo.

Durante el primer conversatorio virtual “Depresión en tiempos de pandemia”, organizado por el Centro Regional de Investigaciones Multidisciplinarias (CRIM) y moderado por el director de esa entidad, Fernando Lozano Ascencio, destacó: vivimos un estrés crónico por la cuarentena agregado a otro agudo causado por sucesos amenazantes.

“Nos amenaza dar positivo a COVID-19, tener síntomas, la enfermedad o el deceso de un ser querido y las noticias de un empeoramiento de la pandemia”, ejemplificó el también exdirector de la FP durante la transmisión desde el campus Morelos de la UNAM.

El estrés, explicó, es la tensión creada por un cambio ambiental interno o externo, el cual amenaza nuestra existencia organizada y requiere de adaptación inmediata.

Las reacciones documentadas son ansiedad, síntomas depresivos, enojo, violencia familiar, irritabilidad, intolerancia, hiperreactividad, problemas para concentrarse y gastrointestinales, así como insomnio y debilitamiento del sistema inmune.

Complicaciones y autocuidado

Según Sánchez Sosa hay otros factores que complican los efectos del estrés: evitar practicar nuestras habilidades interpersonales y tampoco buscar apoyo social, además del abuso de sustancias estimulantes o ansiolíticas para reducir la angustia, tales como alcohol, tabaco, cafeína, somníferos y automedicación de fármacos.

De igual forma, mostrar poca tolerancia a un malestar “normal” y a la incertidumbre; las interpretaciones catastróficas de la realidad o, en el otro extremo, minimizar lo que está ocurriendo.

El doctor en psicología sugirió implementar el autocuidado, una responsabilidad para todos los días a lo largo de nuestra vida, porque consolida estilos de vida sanos y factores protectores.

En el confinamiento es posible reducir varias reacciones negativas y construir otras más adaptativas, a fin de lidiar con síntomas depresivos, señaló el experto.

“Nos ayuda entender mejor lo que nos estresa: por qué me estresan, su importancia para lo que quiero en la vida, qué recursos tengo para afrontarlas y cómo afectan lo que pienso de mí”.

Un buen ejercicio es identificar lo que necesitamos y cuestionarnos qué quiero lograr, ubicar si hay algo concreto que cambiar o es sólo una idea. También ayuda nuestra capacidad de apoyo y regulación, y plantearnos qué le diría a un amigo si estuviera en la situación en que me encuentro, qué necesito ahora y qué puedo hacer para conseguirlo, planteó.

Entre las recomendaciones sugirió aumentar la actividad física, buscar nuevas actividades agradables sin afectar a otros, llevarlas a la práctica, conversar con familiares y amigos, además de evitar sustancias tóxicas o automedicarse.

De igual forma, cuidar la higiene del sueño (reducir la estimulación al acercarse la hora de dormir), practicar la respiración diafragmática y la relajación muscular; en caso de no sentir mejoría, buscar ayuda especializada.

En el conversatorio también participó Silvia Morales Chainé, coordinadora de los Centros de Atención e Investigación de la FP, quien presentó algunos resultados del Programa de Atención Psicológica a Distancia, el cual a partir de marzo prestó servicio a 105 mil 426 personas.

La experta dio a conocer que 549 profesionales de la salud participaron en asesorías de autocuidado, 92 mil 281 personas recibieron cuidado comunitario informal, cifra que comprende público en general y comunidad UNAM. En el cuidado primario para la salud física y mental se ofrecieron tres mil 655 asesorías vía directa, mediante conmutador virtual.

Además, se brindaron siete mil 341 servicios psiquiátricos en hospitales generales sobre estrés agudo o postraumático, ansiedad y consumo de sustancias psicoactivas; dos mil 149 servicios especializados sobre violencia, riesgo de autolesión e intentos de suicidio. “A través del conmutador virtual se atendió a 164 personas por riesgo de autolesión o intento de suicidio”, detalló.

El servicio para universitarios es de lunes a viernes, de 9:00 a 18:00 horas, en el número telefónico 55 50 25 08 55 y de 9:00 a 20:00 en el 55 53 50 72 18 y 800 461 0098.

La población general puede llamar en los mismos horarios y días a los números 55 56 55 30 80, 55 52 59 81 21 y 55 56 22 22 88; 800 953 1701; 800 911 2000 y 800 710 0900.

Con información de UNAM.

Comenta con Facebook

Continue Reading

Social

Invitan al taller «Reconstruyendo la vida después de la muerte»

Published

on

Si tú o alguien que conoces han perdido a un ser querido, no se pierdan la oportunidad de asistir al taller Reconstruyendo la vida después de la muerte.

Un espacio de encuentro donde las invitadas especiales son: la vida y las historias de tu ser querido y tú.

En este talle se te guiará a través de ejercicios que te invitan a contar esas historias que te volverán a conectar con todo lo bueno de esa relación tan especial. Vaciarás las emociones, reconocerás lo que permanece contigo de tantas formas distintas y finalmente retomarás de manera renovada la membresía de la vida.

El único requisito es haber tenido una buena relación con tu ser querido ausente

El taller se llevará a cabo a través de Zoom durante siete viernes consecutivos comenzando el próximo 2 de octubre de 2020 a partir de las 19:00 horas hasta las 21:00 horas.
Cupo limitado a 8 participantes.
El costo es de $1500 y puedes inscribirte con el 50%.

Las inscripciones las puedes realizar en el siguiente link https://docs.google.com/forms/d/e/1FAIpQLSdRnveazm4PVFp57dawf7o2VBqWtfmYz799gf__qyX8-GshHg/viewform

Comenta con Facebook

Continue Reading

Social

Conoce la ubicación de los módulos de vacunación canina en Solidaridad

Published

on

La campaña de vacunación canina «Libre de brotes» continúa en Solidaridad. Este viernes 25 y sábado 26 los módulos se encontrarán ubicados en la siguientes colonias.

Viernes 25

Colosio | Parque Lázaro Cárdenas (kiosco): Ubicado en Av. 30 norte, entre calles 68 y 70 norte

Col. Ejido fase 1, 2 y 3, Fracs. Los Almendros, Campestre, Tigrillos, Selva Maya | Depto. de Vectores: Ubicado en Av. 110, entre calles 20 y 22; a un costado del Centro de Salud del Ejido.

Villa Mar 1, Catalunia 1 y 2, Tumbenchilan, Palmas 2 | Parque col. Villamar 1: Ubicado en Misión Villamar y Av. Playa del Carmen, a un costado del jardín de niños «Augusto Ramón Sosa Centeno».

Villamar 2, Real del Sol, Paraíso Playa del Carmen | Domo col. Villamar 2: Ubicado frente de la escuela Primaria «Leona Vicario», entre calle Islas Azores e Islas Antillas

Palmas 2, Los Olivos, Natura Playa del Carmen, Marsella | Domo frac palmas 2 : Ubicado en Av. Flor Ciruelo, esquina con Guineos

Frac. Petén, Farallón, Playa del Sol, El Cantil, Playa Azul | Centro de Salud de la colonia El Petén

Sábado 26

Colosio | Parque Lázaro Cárdenas (kiosco): Ubicado en Av. 30 norte, entre calles 68 y 70 norte

Col. Ejido fase 1, 2 y 3, Fracs. Los Almendros, Campestre, Tigrillos, Selva Maya | Depto. de Vectores: Ubicado en Av. 110, entre calles 20 y 22; a un costado del Centro de Salud del Ejido

Frac. La Guadalupana, Villas Riviera, Arrecifes, Corales, Villa Maya Riviera | Domo colonia Guadalupana: Ubicado en calle Brasil, esq. con Bolivia a un costado de la esc. prim. «José Quiam Cham» Domo colonia Guadalupana: Ubicado entre Av. Xel-Ha esq. con Chichen It2a, a un costado de Carcamo

Cristo Rey | Paradero de combis: Ubicado a un costado de la esc. Primaria Nueva Creación

Sacbe, Jacinto Canek, Campesinos Unidos | Paradero de combis principal

Puerto Aventuras, Pueblo y Marina | Domo del Frac. Puerto Maya: Ubicado en Av. Calzada Puerto Maya Domo poblado puerto aventuras: Ubicado en calle Ciricote

Comenta con Facebook

Continue Reading
Informe

Destacado

Todos los derechos reservados @ 2018 - 2020 De Luna Noticias